El tratamiento médico tras un accidente de tráfico

Seamos realistas, conducir es una actividad peligrosa, ya que lo que tiene de malo la circulación es que no siempre puedes confiar en los conductores que tienes alrededor. Y esto pasa sobre todo en las rotondas, en las que los vehículos que circulan por el segundo carril se incorporan sin mirar al que va por el primer carril y que tiene preferencia, siendo inevitable el choque.

Asesorías:

Seguros:

Servicios: